miércoles, 17 de mayo de 2017

La verdad sobre el Aceite de Palma

Últimamente han surgido muchas dudas sobre el aceite de palma y me han llegado muchas consultas sobre este tema.

-  ¿Qué ocurre en realidad con el aceite de palma?
-  ¿Hasta que punto es  "malo" consumirlo ?
-  ¿Como elegir mi compra? ¿Debo o no debo consumir aceite de palma?

Aquí tienes la respuesta a esta y otras preguntas sobre el Aceite de Palma

La Verdad sobre el aceite de Palma

¿Qué es el Aceite de Palma y de dónde procede?


El aceite de palma es un aceite de origen vegetal que encontramos en multitud de productos, tanto productos alimenticios, cosméticos (jabones, champús, maquillajes, dentífricos,...) e incluso en biocombustibles.

Este aceite se extrae de los frutos de la Palma  (Elaeis guineensis).  La palma aceitera se cultiva en países tropicales, donde a menudo representa una base importante para las economías locales, así como una materia prima para la industria local, pero donde su monocultivo y explotación ha conllevado a manejos no sostenibles que han despertado toda esta controversia respecto al aceite de palma.



Palma aceitera


¿Porqué se utiliza tanto el Aceite de Palma?


El aceite de palma es, como certificó la OCU,  " una de las materias primas más usadas en el mundo, al ser utilizada tanto por la industria alimentaria -lo llevan cremas, coberturas, salsas, pasteles, bollos, galletas, precocinados, aperitivos, etc.- como por las firmas de cosmética".

  • Este aceite es sólido a temperatura ambiente y esta textura untuosa permite que sea fácil sustituir la mantequilla o las grasas de muchos productos procesados
  • En su forma refinada no aporta sabor, es estable y no se enrancia ni oxida fácilmente 
  • Su cultivo resulta mucho más rentable que el cultivo de otros aceites, ya que produce 10 veces más aceite por metro cuadrado que otras cosechas
  • Su precio es muy económico 


Todas estas razones son las que han hecho que sea el aceite más utilizado a nivel mundial, pero también las que han llevado al gran impacto social y medioambiental de estos cultivos.



Impacto del Cultivo de la Palma Aceitera

¿Qué tiene de malo el aceite de Palma?


La aparición de estos monocultivos intensivos y la explotación de las las plantaciones  para  extraer el aceite de Palma, ha conllevado la deforestación de los bosques tropicales, la apropiación de tierras, abusos contra los derechos humanos y la muerte cruel de ejemplares de diferentes especies animales locales, como tigres, elefantes, orangutanes, etc  :O

Esto ha llevado a la unión europea a sacar un Comunicado sobre el Aceite de Palma

A su vez, la OCU (Oficina del Consumidor) se ha sumado instando a los fabricantes de productos de consumo a "vetar el aceite de palma producido de manera no sostenible y garantizar al consumidor el respeto de unos mínimos medioambientales y sociales".

Para ello se han creado diversas propuestas que ayudarán a diferenciarlo de forma gráfica en los envases para que así, como consumidores, podamos elegir libremente

Además cuando este tipo de aceite se trata a temperaturas superiores a 200ºC, aparece en su composición ciertos compuestos calificados como compuestos carcinógenos, que también aparecen en otro tipo de aceites vegetales sometidos a estas temperaturas, como el aceite de soja, el aceite de maiz o el aceite de girasol.


¿Cómo detectarlo?


Afortunadamente, desde que en el 2014 la ley obligo a la industria alimentaria a especificar en el etiquetado que tipo de grasas vegetales utilizaban, los consumidores pudimos ser conscientes de la frecuencia con la que se utilizaba el aceite de palma, algo de lo que hasta el momento no podíamos ser totalmente conscientes.

Es decir, anteriormente al 2014 en la etiqueta figuraba "aceites vegetales" o "grasas vegetales" y ahora debe especificar el origen del vegetal del que procede, p.ej: "aceite de girasol".

En la etiqueta puede aparecer como aceite de palma, grasa de palma, palmitato o palmiste.


Aceite de palma - ¿que comprar?

¿Qué productos elegir?


  • El aceite de palma es una grasa saturada, por lo que  (como cualquier otra grasa saturada), debemos limitar su consumo. Por ello evita el consumo de alimentos precocinados, la bollería industrial y otros alimentos procesados, que curiosamente es donde más se utiliza el aceite de palma. Al final volvemos siempre a lo mismo: lo mejor es elaborar tus propios platos caseros, así aseguraremos que utilizamos aceites y demás alimentos de calidad.
  • En algunos productos, encontrarás opciones más saludables al aceite de palma, como el aceite de oliva o de girasol, por ello es importante leer las etiquetas y elegir tu compra de un modo consciente y responsable contigo mism@ y con el medioambiente.
  • Si vas a consumir productos con aceite de palma, escoge aceite de palma de origen orgánico o ecológico o busca la etiqueta de certificación. Aunque de momento aún está poco implantada en nuestro mercado, es una forma de diferenciar a aquellas empresas que quieren dar un paso adelante hacia un consumo más responsable. Ten en cuenta que las certificaciones sólo funcionan si los consumidores demostramos que sólo compramos productos que contengan aceite de palma de productores certificados.
  • Si optas por evitar comprar productos con aceite de palma, ten en cuenta que algunos aceites sustitutivos, como el de soja o maíz, también tienen un gran impacto social y medioambiental, sobre todo si se trata de cultivos transgénicos. 

Lo cierto que el verdadero problema no está en el aceite de palma en sí, sino nuestro actual modelo de consumo y de  alimentación.

Cada uno de nosotros tiene en su mano la capacidad de decidir  y escoger. Al fin y al cabo la industria alimentaria depende de lo que nosotros decidamos comprar ;-)

Ya hemos conseguido avanzar un gran paso pudiendo conocer que tipo de aceites compramos. Ahora mismo tenemos en nuestra mano el siguiente paso: elegir nuestra compra para que a la industria alimentaria no le quede otra que utilizar aceites más sostenibles con menor impacto social y más saludables para nuestro organismo.

¿Te sumas al Consumo Consciente y Responsable ?



¿QUIERES MÁS TRUCOS Y CONSEJOS?
 Apúntate gratis a la newsletter y recibirás totalmente GRATIS mi ebook gratuito y contenido exclusivo ^_^
Sí, Celia, ¡¡quiero apuntarme YAAAAA !!
haz click aquí

También puedes inscribirte totalmente gratis en el curso Online "Yo Como Sano"  y recibirás cada día una lección en tu email  que te ayudará a avanzar un poco más por el sendero de la vida saludable.

firma celia naradiet

Sígueme en las redes sociales:  Facebook  -  Twitter  -  Google+ -  Pinterest
:) :( ;) :P :D :/ :x :* :O :S :| B) :w :a :)) :(( O:) 7:) 7:P X( (:| =)) I-) 2:P =DD X_X :!! :q :ar!

2 comentarios:

  1. Muchas gracias, Celia, por este post. Has explicado de forma muy sencilla y muy clara (como es característico de ti) algo que nos tiene liados a muchos. Actualmente aparece una tendencia (tanto positiva como negativa) y la gente se apega muho a ella, pero sin saber por qué, y de pronto todo el mundo quiere consumir aceite de coco o súper alimentos o se hacen sojafóbicos, glutén-fóbicos, aceite-de-palma-fóbicos y todo eso, pero la mayoría no sabe de verdad lo que hay de trás, el caso es seguir la tendencia, por eso son muy valiosas informaciones como las que tú nos ofreces.
    Un beso grande, guapa!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Rocío!! jeje sí es verdad con estas cosas en muchas ocasiones aparecen "fobias" a muchos alimentos, llegando a la obsesión y sin ni siguiera saber porqué. Lo bueno es tomar decisiones desde la información y conocimiento para valorar y conocer cual es la mejor decisión, sin fobias ni culpabilidades, sino porque hemos tomado una buena decisión ^_^

      Gracias Rocío!! Te mando un besote muuuuy grande!!

      Eliminar

Me encanta escucharte. ¡¡Muchas gracias por dejar tu comentario!! ^_^

Subir

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
/* Boton pinterest pinButton ----------------------------------------------- */
Blogging tips
popstrap.com /* Widgets GETSITECONTROL.COM popups ----------------------------------------------- */