jueves, 28 de agosto de 2014

Al rico Helado de Frutas, sin gluten, ni lácteos

Con el calorcito apetecen cosas fresquitas, los más peques piden helados constantemente y no quieres que coman mucho azúcar... Hoy te voy a dar una opción  para hacer un rápido y fácil helado casero,  más sana y apta para tod@s, ya que, además, no lleva gluten, lácteos, ni huevo ;P

Helado de Frutas

Ingredientes:
  • 300 a 350g de fruta madura (al gusto, puedes utilizar una sola fruta o mezclar varias frutas para hacer un helado “Tuttifrutti”)
  • 200 ml de nata vegetal (de soja, almendras,... a mi personalmente me gusta mucho el toque que le da la crema de almendras para cocina, que podéis encontrar en herbolarios o tiendas ecológicas). Si no disponéis en ese momento de nata vegetal, podéis utilizar un yogur de soja.
  • Sirope de agave al gusto. Ten en cuenta que muchas frutas son lo suficientemente dulces y no necesitarán mucho .
Preparación: 
  • Dependiendo de la fruta, quitale las pepitas, pélala y córtala en dados.
  • El resultado es mejor si dejas la fruta en el congelador de un día para otro. Una muy buena idea es tener en el congelador un tupper con fruta para poder improvisar un helado en cualquier momento ^_^
  • Para hacer el helado echa los ingredientes en una batidora de vaso o en la Thermomix, (la fruta junto con la nata o yogur y el sirope de agave) y bate hasta que quede cremoso.
  • Puedes comerlo al momento o meterlo de nuevo en el congelador otra horita más para que  no se derrita y tenga un aspecto más compacto.


SUGERENCIAS: Puedes hacer helados de varios gustos y al servir mezclar bolas de diferentes sabores: fresa, plátano, cereza, kiwi, sandía, melón, melocotón, nectarina, piña y mango... mmmmm, que ricoooo!!!!! 


Puedes probar con todas las frutas que se te ocurran, ya que los preparados culinarios a base de almendras, a diferencia de las natas lácteas, no se cortan al cocinar. ^_^

¿Qué sabor de fruta te gusta más para los helados?


firma

lunes, 18 de agosto de 2014

Cómo hacer que tus hij@s coman sano en la sociedad actual

Si tienes hijos, has notado la dificultad de alimentarlos saludablemente en la sociedad en la que vivimos.
Hoy día tienen a su alcance tentaciones constantes (chucherias, bollería industrial, refrescos,...) Los niños que les rodean en el cole, en el parque,...comen todos esos productos nada deseables, los otros niños se los ofrecen, l@s abuel@s les recompensan con "chuches"... los niños que comen saludablemente nadan contracorriente. Es una misión difícil,..., pero no imposible

comer sano


Nuestras preferencias a la hora de escoger los alimentos empiezan a aparecer desde una edad temprana, por lo que logar que tus hijos coman alimentos saludables puede ayudarlos a mantenerse sanos durante toda su vida.

Si quieres que tus hij@s se alimenten correctamente es importante:

  • Dar ejemplo. Si quieres que tu hij@ se alimente correctamente, lo primero es dar ejemplo tu mism@ ya que aprende de lo que ve. Si hay algún alimento que no comes, va a ser difícil que tu hij@ lo coma. Los niñ@s tienden a asumir como normal aquello que ven en casa y luego a partir de lo que aprenden en casa, crearán sus propios hábitos. 
  • Evita comprar alimentos que no quieres que coma. Muchos armarios están repletos de bollería industrial, patatas fritas, refrescos,... No es muy coherente prohibirle comer alimentos que tienes en la despensa. Si son malos ¿porqué los tienes?
  • Comparte la cocina con tus hij@s, es importante cocinar con ellos, déjales que se manchen y que experimenten con los ingredientes y los sabores.


Catherine Shehan, directora de un grupo de investigación del departamento de Ciencias Nutricionales de la Universidad Estatal de Pensilvania (EEUU), acaba de presentar en la reunión anual de la Sociedad para el Estudio del Comportamiento Ingestivo en Seattle (Washington) un estudio en el que se demuestra que  los niños que ven a sus padres cocinar durante más tiempo en casa toman decisiones más saludables a la hora de escoger sus propios alimentos, incluso aunque se encuentren solos (sin la supervisión de sus padres)

comer sano Para llevar a cabo este estudio analizaron el comportamiento de 61 niños de entre cuatro y seis años. Cada familia del estudio participó en dos visitas al laboratorio donde se hizo el trabajo. Allí, los niños podían elegir para comer entre una amplia variedad de productos, desde alimentos muy calóricos como nuggets de pollo o galletas de chocolate a alimentos más sanos como frutas o verduras. Los peques degustaron y calificaron cuánto les apeteció una variedad de alimentos a los que tuvieron acceso ilimitado, sin recibir instrucciones de ningún adulto, y comiendo tanto (o tan poco) de cada cosa como desearan.

Entretanto, en una habitación aparte, sus padres rellenaban un cuestionario sobre diferentes tópicos nutricionales, el ambiente que existe en la casa respecto de los alimentos, las preferencias y hábitos de comidas del niño, el nivel socioeconómico de la familia y el tiempo que dedicaban a cocinar en casa.

Cuando analizaron las elecciones de cada uno de los 61 niñ@s,  observaron que, independientemente del nivel socioeconómico de la familia, aquéllos cuyas familias dedicaban más tiempo a la cocina en casa (hasta 16 horas a la semana), frente a los que apenas dedicaban tiempo, habían escogido alimentos menos calóricos.

Como puedes observar es superimportante que tus hijos entren en la cocina desde muy pequeños, que te vean cocinar, te ayuden y participen en la preparación de la comida (obviamente dentro de sus posibilidades). No sólo les hará disfrutar, aprender y pasar un rato agradable contigo, sino que será clave en la adquisición de hábitos alimenticios saludables.


Image and video hosting by TinyPic

martes, 5 de agosto de 2014

Ácidez de estómago: ponla a raya con estos remedios

Casi seguro que sentiste alguna vez acidez de estómago:   un ardor o quemazón debajo o detrás del esternón que a veces se irradia hacia la garganta y, en ocasiones, se puede notar un sabor ácido o amargo en la boca...:(

Este ardor se produce porque en ocasiones la válvula se relaja y no cierra correctamente, por lo que deja pasar a los ácidos gástricos hacia el esófago.

Este reflujo esofágico  es muy frecuente y no constituye en sí mismo una enfermedad, aunque si se repite muy a menudo lo mejor que se lo comentes al médico, ya que puede ocasionar problemas.

¿Qué puedes hacer para evitar la acidez?
pon a raya la acidez de estómago
Fuente: Google

  • No fumes, ya que el tabaco debilita el esfinter y favorece que esta válvula se relaje
  • Evita alimentos que puedan producir ardor de estómago ( como los picantes ,el café, el alcohol,..)
  • Come con tranquilidad y mastica bien la comida para facilitar la digestión
  • Evita beber agua durante las comidas, es mejor que la tomes después o entre comidas.
  • Come lo justo. Al ingerir grandes cantidades, el estómago se llena mucho y “rebosa”
  • Controla la talla de ropa. La ropa muy ajustada en la cintura puede apretar el estómago, haciendo que el alimento retorne al esófago
  • Mantente en tu peso óptimo. El exceso de peso implica mayor presión del abdomen sobre el estómago, favoreciendo el reflujo. 
  • No hagas ejercicio justo después de comer
  • Evita agacharse inmediatamente  después de la comida


Siempre que notes acidez o ardor debes evitar tumbarte, ya que esta posición favorece el paso de los ácidos al esófago. Si tienes que tumbarte, pon un cojín  en la espalda, que levante la parte superior del cuerpo, no sólo la cabeza, para facilitar que los ácidos bajen. Y aquí te dejo 3 remedios naturales para que te ayuden a evitar la acidez de estómago
manzanilla
Fuente: Google

  1. MANZANILLA: tomar una infusión de manzanilla al final de la cominda, estabiliza el estómago, facilita la digestión y neutraliza el pH ácido del estómago disminuyendo las probabilidades de sufrir acidez. Si no tienes manzanilla también puedes recurrir a la salvia, al romero, o a la menta poleo.
  2. BICARBONATO DE SODIO: Es uno de los remedios clásicos antiacidez más efectivos. Echa una cucharadita de bicarbonato en un vaso de agua, es probable que se produzca una efervescencia al añadir el bicarbonato al agua. Espera a se elimine este gas antes de tomártelo. Es importante que este remedio no lo uses más de dos veces al día.
  3. JENGIBRE: El jengibre fresco es uno de los remedios más antiguos tomados para la acidez de estómago e incluso para las nauseas. Lo puedes usar como condimento en tus comidas, tomarlo crudo o hacer una infusión. Para hacer la infusión puedes añadirlo como ingrediente adicional (por ejemplo si haces un te chai) o puedes tomarte una infusión de jengibre como ingrediente único (hierve durante 10 minutos una cucharadita de jengibre por cada taza de agua, déjalo reposar otros 5 minutos y ya está listo para tomar).

Recuerda que si tienes con frecuencia acidez de estómago es recomendable que lo consultes con tu médico para determinar la causa que la produce.

Image and video hosting by TinyPic

Subir

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
/* Boton pinterest pinButton ----------------------------------------------- */
Blogging tips
popstrap.com /* Widgets GETSITECONTROL.COM popups ----------------------------------------------- */